For a more effortless and secure experience on our site, please consider updating your browser
Vender
Marcos y tenedores

Marcas más destacadas (marcos)

Specialized

Scott

GW

Chapter2

Giant

Bianchi

Marcas más destacadas (Suspensiones y tenedores)

Suntour

RockShox 28

Fox

Marcas

Marcas más populares de bicicletas

Specialized

Giant

Scott

Cannondale

Fuji

GW

Marcas más populares de componentes

Shimano

Campagnolo

sram

Specialized

Oval

Marcas más populares de accesorios

JBL

Lezyne

Topeak

Oakley

Cateye

Cómo Cambiar una Llanta Pinchada

Septiembre 12, 2018


Qué necesitas para reemplazar una Llanta Pinchada?

Un Kit de Herramientas

Un Neumático nuevo

Un Inflador de mano

O Un Cartucho de CO2

Un Inflador de CO2

Y Un Kit de parches (opcional)


1. Desmonta la Rueda de tu Marco

Lo primero que debe hacer es quitar la rueda. Para hacerlo, suelta los frenos, desencaja el eje y tu rueda se soltará sin problemas (Si no, el pinchazo es la menor de tus preocupaciones).

Si pinchaste tu rueda trasera, acomoda el grupo al plato más pequeño, y lo mismo para el cassette. Esto relaja un poco la cadena y te hace la vida más fácil al desmontar la rueda. También tienes que desmontar el descarrilador para que no estorbe en el proceso.


2. Saca el Neumático

Quítale el capuchón y el anillo de seguridad a la válvula si los tiene.

Saca las palancas de llanta y encajalas a más o menos 10-15 cm de distancia. Enganchalas al aro del borde de la llanta. Cuando las tengas en su lugar, empuja hacia abajo para halar el aro hacia el rin hasta que se desacomode.

Dependiendo de tus llantas, 2 palancas son suficientes, pero tal vez necesites usar 3 si son muy apretadas.

saca-el-neumatico-jpg

Gira una de las palancas a lo largo del rin para desprender toda la llanta del aro.

Ahora, saca el neumático. Ten mucho cuidado, empieza por la válvula para no dañarla.

No dejes el neumático tirado por ahí. Guárdalo en el bolsillo de tu Jersey o busca una basurera.


3. Revisa la Llanta

Apenas saques el neumático, revisa cuidadosamente la llanta para encontrar una posible causa para el pinchazo: vidrio, piedras filosas, espinas, clavos, etc.

Si encuentras algo, quítaselo a la llanta (obviamente), pero no pares de buscar todavía ... Mira cada rincón de la llanta para asegurarte de que no quede algo más que podría hacer otro daño. No hay nada peor que cambiar una llanta pinchada y tener que volver a empezar 1Km después por un pedazo de vidrio que no quitaste.

Siente el interior de la llanta con tus dedos y busca cosas que estén fuera de lugar. Pero hazlo con cuidado, lo que logró atravesar el caucho de tu llanta podría hacer lo mismo con tu dedo.

Cuando tengas la seguridad de que no hay nada que podría volver a pincharla, es hora de ponerle un nuevo neumático.

revisa-tu-llanta-jpg


4. Ponle un Neumático Nuevo

Saca tu repuesto y sopla un poco para inflarlo antes de meterlo en la llanta. Si tienes un inflador, es hora de darle buen uso, si no, simplemente ínflalo como un globo.

Esto ayudará a que mantenga su forma, facilitándote encajarlo en su lugar y evitando que se pellizque con el aro.

Primero, inserta la válvula y metelo lentamente bajo la llanta hasta que no se vea nada del neumático.

Es muy importante que no quede nada afuera, especialmente si vas a usar un cartucho de CO2. Si queda así sea un pedazo por fuera, la presión va a acumularse y muy seguramente vas a terminar estallando tu neumático, si no te pasa mientras lo montas, muy seguramente pasará mientras montas.

Te recomendamos usar tus manos para encajar la llanta otra vez, si usas las palancas corres el riesgo de reventar tu neumático nuevo.

¿Estás usando un kit de parches?

Si es así, el proceso cambia un poco, pero sigue siendo igual de simple.

Encuentra el pinchazo como antes. Usa el inflador si lo tienes para buscar la fuga. Cuando la encuentres, Desgasta un poco la superficie alrededor (la mayoría de los kits de parches vienen con papel de lija o algo para darte un acabado rugoso). Esto ayuda a que la pega se adhiera correctamente y no se suelte con el tiempo.

Úntale la pega (si tu kit es de ese tipo) o pega tu parche auto-adhesivo en la fuga. Sostenlo firmemente por más o menos 60 segundos. Cuando sepas que va a quedarse en su lugar, llegó el momento de inflar.


6. Inflalo

Bombea con tu inflador hasta que estés satisfecho con la presión (o al menos llegues a algo que sirva mientras consigues una solución más permanente).

La mayoría de los infladores de mano solo llegan hasta 80-90 PSI. No es lo mejor del mundo, pero es suficiente para llegar hasta tu casa.

inflador-de-mano-blog-jpg

Si tienes un cartucho de CO2, Revisa una última vez que el tubo no esté por fuera en ningún lugar y que esté bien puesto. Acomoda el cartucho y deja que haga su magia.

Si te interesa entrar en más detalle con los cartuchos de CO2, aquí tienes nuestra guía específicamente para usarlos

inflador-co2-blog-jpg


7. Vuelve a Montar la Rueda

Vuelve a encajar la Rueda en el eje, apriétala y ponle los frenos y Listo! puedes volver a montar con tranquilidad.

Para la rueda trasera, mueve el descarrilador fuera del camino (te dijimos que iba a terminar estorbando) y sigue el mismo proceso. Aprieta, frenos puestos, todo en su lugar. Y por último dale unos cuantos giros para ver que la cadena esté bien encajada en el grupo.

Sigue los mismos pasos que al principio para volver a poner la cadena. Usa el Piñón y Plato más pequeños para tener menos tensión.

Sal a montar por un rato, preferiblemente hacia tu taller más cercano para terminar los arreglos.

Glosario

Vale más prevenir que lamentar, estas son algunas deficiones de los términos de ciclismo que mencionamos en esta guía. Ser parte de la comunidad de los ciclistas también significa compartir el conocimiento entre todos, y es mejor no asumir que los principiantes conocen cada parte de una bicicleta.

Palancas de Llanta: palancas de plástico que ayudan a cambiar un neumático. Normalmente vienen en paquetes de tres y tienen un extremo plano y un extremo de gancho, vienen como parte de la mayoría de los kits para pinchazos.

Cartucho de CO2: Pequeños contenedores metálicos de CO2 comprimido.

Inflador de CO2 : herramienta que se conecta a la válvula del neumático para inflarlo. Los cartuchos de CO2 se atornillan o presionan contra el inflador de CO2.

Aro de borde de la Llanta: el borde del neumático que, por lo general, es muy resistente y robusto para evitar que el neumático se salga del rin.

Descarrilador: El Mecanismo de las bicicletas que cambia las velocidades moviendo la cadena de un piñón al otro en el cassette. (Esta guia puede ayudarte a entender mejor los componentes de un grupo)

Capuchón: Una pequeña tapa de plástico que se coloca en la parte superior de la válvula.

Anillo de seguridad : un pequeño anillo que se atornilla en la válvula de un neumático para evitar que se mueva alrededor de la rueda.

PSI: Unidad de medida para la presión de los neumáticos. Se mide en "Libras por pulgada cuadrada"


Comparte esta Guía con tus amigos apasionados por las bicicletas y síguenos en Redes para mantenerte al tanto de todo lo que se mueve en el mundo del ciclismo! Contáctanos | Facebook | Instagram | STRAVA